Stevia contra el Cáncer

Encontré esta interesante información, espero compartirla con ustedes.

Este tipo de información es la que respalda cada vez más a la Stevia como el único endulzante natural y saludable.

Por su metabolismo anaeróbico (falta de oxígeno), el cáncer consume primariamente glucosa. Debido a su ineficiencia para usarla, los cánceres tienen un apetito voraz por la glucosa. Es por esto que el exceso de consumo de azúcares tiende a promover el crecimiento del cáncer. La Stevia es el edulcorante ideal para casos de cáncer y apto para todo tipo de persona.

Es sorprendente observar que la Medicina Convencional en el área de la Oncología no considera dentro de un Plan de Tratamiento Integral, este simple concepto: “El Cáncer se alimenta de Azúcar”. Como tampoco se les ofrece una terapia de nutrición con base científica, más allá de recomendarle a los pacientes “alimentos saludables“.

La mayoría de los pacientes reciben poca o nada “Asesoría nutricional“ la que debe ser en particular destinada a la lucha contra el cáncer.   Eso quiere decir por un lado hacer un terreno lo menos propicio para que la célula cancerígena se desarrolle o se disemine y por el otro fortalecer el sistema inmunológico de manera que sea el propio organismo que se defienda y destruya el cáncer. Las medicinas Alternativas o Complementarias, conocen muy bien esto, especialmente la llamada Medicina Biológica y uno de sus principios en la terapia, es eliminar el principal combustible favorito del cáncer:  la Glucosa.

La explicación de este fenómeno se la debemos al Dr. Otto Warburg, Premio Nobel en Medicina en 1931, quien descubrió por primera vez que las células cancerígenas tienen un metabolismo energético diferente al de las células sanas. “Todas las enfermedades son ácidas y donde hay oxígeno y alcalinidad no pueden haber enfermedades, incluido el cáncer (Warbürg)”.

En términos simples es que las células cancerígenas consumen 3 a 4 veces más glucosa que las normales, pero ésta glucosa no se transforma en ATP ( Energía) sino que fermenta en la célula, produciendo “ ácido láctico “ como deshecho, así el tumor tiene un ph más ácido, terreno fértil para su desarrollo, así les confiere la propiedad por un lado de ser más agresivas y más resistente a los tratamientos y por otro este ineficiente proceso de metabolismo energético hace que el cáncer desperdicie energía y el paciente se siente fatigado, cansado y mal nutrido. Esta es una de las razones del por qué el 40% de los pacientes de cáncer mueren por malnutrición y caquexia.

De ahí que las terapias contra el cáncer deben regular los niveles de Glucosa a través de la dieta, suplementos nutricionales y una orientación profesional acompañada de la autodisciplina del paciente.  El objetivo no es eliminar azúcares o carbohidratos completamente de la dieta sino mantener los niveles de glucosa en unos márgenes estrechos para conseguir matar de inanición al cáncer y fortalecer el Sistema Inmunológico.

En este aspecto la ingesta de azúcar debe ser eliminada, sumado a que la azúcar blanca es una sustancia tan aditiva como las drogas, que provoca estragos en el organismo. Cuando consumimos azúcar el sistema inmunológico se debilita durante 6 horas, situación bastante amenazante para el paciente con cáncer, que ya tiene su sistema inmunológico bastante deprimido, sumado a que el azúcar blanca no nos aporta nada nutritivo, por el contrario, roba vitaminas y minerales principalmente del grupo B, tan necesarias para el paciente con cáncer.

Una de las alternativas desarrolladas por la industria para reemplazar el azúcar ha sido la “Fructosa” sin embargo se ha comprobado que esta aunque se denomine igual que la fructosa de la fruta, no es tal; es un químico y que el cuerpo no la metaboliza como la fructosa natural, porque la considera como extraña.

¿La solución es sustituir el azúcar por endulzantes artificiales?

Lamentablemente como dice el refrán “Muchas veces es peor el remedio que la enfermedad”.

Vamos por parte…

La Sucralosa: Es básicamente azúcar clorada y por lo tanto presenta muchos de los riesgos del cloro.   Las dioxinas son un subproducto del procesado del cloro, un carcinógeno muy potente 300.000 veces más que el pesticida DDT (diclorodifeniltricloroetano).

La Sacarina: También es un cancerígeno, que ha sido prohibido en muchos países en el mundo.

El Aspartame: Sin duda el más nocivo de los edulcorantes, produce alteraciones a nivel Sistema Nervioso Central, Hepático, etc…, Tumores en el cerebro, esclerosis múltiple, Lupus, epilepsia, síndrome de fatiga crónica, el mal de Parkinson, Alzheimer, linfomas, defectos de nacimiento, fibromialgia y diabetes, entre otras.

Y por increíble que parezca de hecho los edulcorantes artificiales engordan y son iguales de perjudiciales que el azúcar para los diabéticos. Considerando además que existe una estrecha relación entre Diabetes y Cáncer. Lo que ha sido demostrado por varios estudios los cuales han revelado desde hace tiempo la relación que existe entre la Diabetes y el riesgo aumentado de padecer Cáncer, (páncreas, cólon, hígado y otros cánceres) como también la relación en el aumento del avance del Cáncer y la mortalidad en los pacientes diabéticos.

Frente a toda esta problemática ¿Cuál es la solución para endulzar nuestros alimentos y no dañar el organismo?

La respuesta es que ahora lo podemos hacer de una forma natural y además que nos beneficie con un producto maravilloso, se llama STEVIA.

¿Qué es la Stevia?

La Stevia es un arbusto cuyos extractos son 300 veces más dulces que el azúcar… pero sin calorías.  Este ha sido el endulzante de los indios guaraníes por siglos y será el gran hito en el mundo de las dietas y como tratamiento natural de muchas patologías en especial el CANCER y LA DIABETES

Dulce Revolución.

STEVIA: Su nombre científico es Stevia Rebaudiana. Esta hierba es conocida también como “Hierba Dulce” (Ka-á he-é o Caá-jhe-é) y nos ofrece una gran cantidad de beneficios para nuestra salud. La Stevia, es una planta originaria de Paraguay, cuyo extracto endulza 300 veces más que el azúcar común, y no aporta ni una caloría. A diferencia de los demás edulcorantes, la Stevia resiste altas temperaturas sin volverse tóxica, lo que permitirá industrializar un mayor número de productos dietéticos.

Se sabe que muchas compañías importantes ya están pensando en incorporarla. Sus beneficios también llegan a quienes la consumen. Estudios de la Universidad de Aarhus, en Dinamarca,  la presentan como un excelente coadyuvante al tratamiento de la diabetes tipo 2, mientras que descubrimientos hechos en Taiwán indican que es eficaz para la prevención de problemas cardíacos.

Por todas sus propiedades esta hierba dulce es beneficiosa en muchas otras patologías y especialmente el Cáncer, considerando que es una enfermedad que compromete muchos sistemas y los pacientes tienen muchas veces patologías asociadas., como diabetes, hipertensión, infecciones, obesidad (Cáncer de Mama), fatigabilidad, etc.

Propiedades Químicas de la Stevia.

El sabor dulce de la planta se debe a un glucósido llamado esteviosido, compuesto de glucosa, y rebaudiosido.

La Stevia en su forma natural es 15 veces más dulce que el azúcar de mesa (sucrosa).  Y el extracto es de 100 a 300 veces más dulce que el azúcar.

La concentración de steviósidos y rebaudiósidos en la hoja seca es de 6% a 10%, habiéndose registrado ocasionalmente valores extremos de 14%.

Diversos análisis de laboratorio han demostrado que la Stevia es extraordinariamente rica en:

- Hierro.
- Manganeso.
- Cobalto.
- Vitamina C

No contiene cafeína.
No fermenta.
Es soluble en agua, alcohol etílico y metílico.

Informe Nutricional

Calorías: 0,
Colesterol: 0,
Grasas saturadas: 0,
Carbohidratos Totales: 0,
Azúcares: 0

Beneficios para la Salud.

La Stevia es una hierba:

Edulcorante.
Antiácida.
Antibacteriana bucal.
Antidiabética e Hipoglicemiante.
Cardiotónica.
Diurética e Hipotensora y vasodilatadora.
Digestiva, Facilita la digestión y las funciones gastrointestinales.
Favorece absorción de grasas y mejora el metabolismo.
Nutre el hígado, el páncreas y el bazo.
Contrarresta la fatiga.

La Stevia es importante para la gente que desea perder peso, no sólo porque les ayudará a disminuir la ingesta de calorías, sino porque reduce los antojos o la necesidad de estar comiendo dulces. También alivia las “hambres falsas” y ayuda a promover la sensación de bienestar.

No se reportan efectos secundarios de ninguna clase, como efectos mutagénicos u otros efectos que dañen la salud.

- 1 taza de azúcar equivale a 1½ a 2 cucharadas de la hierba fresca o ¼ de cucharadita del extracto.

Estudios anotan su actividad antibiótica, especialmente contra las bacterias Escherichia Coli, Stafilococos Aureus, y Corynebacterium Difteriae así como también contra el hongo Cándida Albicans productor frecuente de vaginitis en la mujer.

Es también un antibiótico bucal (proteje contra la caries, etc).

No afecta los niveles de azúcar sanguíneo, por el contrario, estudios han demostrado sus propiedades hipoglucémicas, mejora la tolerancia a la glucosa y es por eso que es recomendado para los pacientes diabéticos y pacientes con Cáncer.

A la Stevia también se le confieren propiedades para el control de la presión arterial, ya que tiene efecto vasodilatador, diurético y cardiotónico (regula la presión y los latidos del corazón.)

En aplicaciones externas se usa para el tratamiento de la piel con manchas y granos (con este fin podemos encontrarla en Europa).

Cómo utilizar la Stevia.

Las propiedades edulcorantes de esta hierba dulce son ideales para satisfacer las necesidades de consumidores que deben controlar la ingesta de azúcares por padecer problemas de salud vinculados a desórdenes metabólicos como la diabetes. También para aquellas personas con dificultades para ingerir azúcar en exceso, ya sea por intolerancia o problemas vinculados a la obesidad y especialmente en enfermedades como el Cáncer, en la cual se debe suprimir la ingesta de Azúcar. El extracto obtenido de la Stevia es usado como edulcorante de mesa y como aditivo para endulzar diversos tipos de preparados tales como, té , bebidas, gaseosas, confituras, repostería, salsas, pickles, productos medicinales, de higiene bucal, gomas de mascar y golosinas etc.

Se puede utilizar en todo, en la preparación de cualquier alimento. También se puede usar las Hojas de Stevia en forma infusión y beberse como cualquier té o bien utilizar el preparado para endulzar otras bebidas o alimentos.

Se utiliza mucho en Japón y en Extremo Oriente como edulcorante, tanto en refrescos, como en chicles, hasta para saltear las salsas.

La Stevia se encuentra en las tiendas de productos naturales en muchos países, en forma de extracto, polvo o en su forma mas natural (hojas).

Fuente: 

http://www.mogilo.com/forum/topics/stevia-contra-el-cancer#